Qué es La Ratonera y qué propone Corrientes

Las autoridades del Instituto de Cultura trabajan en la organización de una serie de números musicales de Corrientes en la ciudad santafesina. Un homenaje al refugio de grandes artistas correntinos.

La provincia de Corrientes se plantea llevar a la ciudad de Rosario un homenaje al chamamé, como tributo con anclaje histórico por haber sido refugio de grandes figuras de este estilo musical en años difíciles para la expresión artística.

El director de Artes Escénicas del Instituto de Cultura de Corrientes, Eduardo Sívori, reveló el jueves 14 de enero que las autoridades trabajan en la posibilidad de llevar a Rosario un homenaje musical a esa ciudad de Santa Fe, con el propósito de rememorar los años en los que fue refugio para el chamamé.

“La ciudad de Rosario fue refugio de grandes chamameceros que encontraron allí un enclave donde continuar en tiempos difíciles”, dijo Sívori y enumeró a Mario del Tránsito Cocomarola, Ernesto Montiel, Antonio Tarragó Ros e Isaco Abitbol.

En declaraciones al programa “Un chamamé y un carnaval” de la FM Sudamericana, Sívori afirmó que el objetivo es “realizarlo si o si en el transcurso de este año” y que se plantean varias acciones.

El funcionario explicó que intentarán desarrollar una serie de eventos musicales que tengan broche en el Monumento a la Bandera de Rosario, pero aclaró que aún trabajan para confirmarlo.

En ese sentido destacó la labor que desempeñan por mantener vivo al estilo musical de Corrientes el artista Enrique Llopi, quien desarrolla trabajos con Chango Spasiuk, y Nélida Argentina Zenón, entre otros.

Y sobre Zenón, destacó su rol como encargada de conservar la herencia cultural de “La Ratonera”, un antiguo lugar de encuentro para correntinos residentes en Rosario donde Montiel se inspiró para su chamamé homónimo.

De acuerdo con lo explicado en la enciclopedia digital Corrientes Chamamé, La Ratonera es el nombre de la casa alquilada en Rosario (Santa Fe) por estudiantes universitarios correntinos entre 1952 y 1980. En 1961, tras recibir una distinción en un teatro de la ciudad, Montiel fue hospedado en ese pensionado.

Luego de componer el chamamé que lleva el nombre de esa antigua morada de estudiantes, Montiel hizo llegar a “los ratoneros” la placa grabada en 1964 en el sello Polydor en el que se incluyó ese tema.

FUENTE: El Litoral

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s