Hugo Jiménez es embajador del malambo y del folclore para el mundo

Fue nombrado Miembro Diamante por el Consejo Internacional de la Danza.

Sin dudas, mencionar el nombre de Hugo Jiménez dentro de la danza es penetrar en la disciplina en su máxima expresión. Junto a su compañera Marina, directores del Ballet Salta, recorrieron el mundo llevando a lo más alto la bandera de la provincia.

Este matrimonio es un claro ejemplo de trabajo, amor, esfuerzo y perseverancia.

Los mimos

En los últimos años fueron innumerables los reconocimientos, premios y halagos, que recogieron en los distintos escenarios del país.

“La verdad que siento una alegría indescriptible, el orgullo me invadió el alma y el corazón. Se trata de un lindo reconocimiento a nivel mundial hacia mi persona como artista. He sido nombrado Miembro Diamante como embajador del malambo y del folclore argentino para el mundo, con el número 20.030 por el Consejo Internacional de la Danza (CIDD) perteneciente a la Unesco. Este hermoso regalo que me dieron es un aporte más a mi trayectoria de 60 años con la danza. Además, es un placer compartir con otros miembros del mundo de la danza como Mikhil Baryshnikov, Sergei Palutin, Natalia Ossipova, de la danza clásica rusa. Por Argentina fueron distinguidos: Iñaki Urlezaga, Paloma Herrera, Eleonora Cassano, Hernán Piquín; en el tango: María Nieves, Juan Carlos Copes y Gloria Dinsel. En la danza española: Joaquín Cortez y Jesús Fernández. Estos son solo algunos integrantes del CIDD”, aseguró el reconocido bailarín salteño.

El ente

El Consejo Internacional de la Danza fue creado en 1975 y admitido por la Unesco.

“Este reconocimiento surge por intermedio de la presidente del CIDD Unesco, en Buenos Aires, Bárbara Thompson Viú. En el Festival de Cosquín del 2020 me propuso ser miembro, y sin dudarlo le contesté que sería un orgullo. Ella lo propuso a la comisión de París (Francia), y así salió el nombramiento. Considero que es un logro para la cultura salteña que un artista reciba este reconocimiento internacional”, señaló Jiménez.

Todo esto cuenta con el aval de las Naciones Unidas de las Artes & las Ciencias, que es la unión de organizaciones de todas las formas de artes y las formas de ciencia de los países del mundo.

Las responsabilidades

Es una organización especializada cuya misión es contribuir a la consolidación de la paz, la erradicación de la exclusión, el desarrollo sostenible y el diálogo intercultural a través de la educación, la ciencia, la cultura, el arte, la comunicación y la información.

Hugo Jiménez finalmente comentó que “A los 16 años integré el conjunto Los Forasteros, con Horacio Aguirre (Los Cantores del Alba), el ‘Mudo’ Isella (hermano de César), Augusto Torres (fundador de Los Nombradores) y Santiago Valdez. Yo tocaba la guitarra y hacía la segunda voz. ¿Cuándo decido volcarte al baile? Había guardado en mí una linda imagen cuando vi bailar al Chúcaro Santiago Ayala en el cine Victoria, en el año 1953. Me acuerdo que le dije a mi padre que me gustaría bailar y así comencé a estudiar con los hermanos Gorosito”.

FUENTE: El Tribuno

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s